miércoles, 11 de enero de 2012

OJITO en HA NOI

El tejo fue al mercado de buena mañana, no pudo esquivar el efecto cenicienta y convirtió las calabazas en mareas de motomodelos con ruedas; jugó demasiado con sus pensamientos, con callejones de cruces impossibles de varians y vespas y se volvió un cíclope para reconocer la nueva realidad.

Recuerda: "te conviertes en lo que piensas".

2 comentarios:

yhoyquemepongo dijo...

Recuerda: "te conviertes en lo que piensas".

¡Para tatuárselo!

Pedazo Ju dijo...

en la frente ya puestos... jaja
Guapa!!!